La bandera como símbolo de cohesión

Palabras del Secretario de Gobernación, Carlos María Abascal Carranza, durante la inauguración de la CCXXVIII Asamblea General Ordinaria de la Confederación de Trabajadores de México, realizada en la sede de esta organización sindical.
México, D.F., 24 de febrero de 2006

La bandera nacional, uno de los 3 símbolos patrios de nuestro país, está llena de historia y simbolismo sin igual.

Sus orígenes se remontan a aquella madrugada del 16 de septiembre de 1810, cuando el cura Miguel Hidalgo tomó el estandarte de la Virgen de Guadalupe como bandera para dar inicio al movimiento de independencia, hasta el blasón que hoy día conocemos, nuestro lábaro patrio ha sido un símbolo de cohesión.

Fue durante la inauguración de la CCXXVIII Asamblea General Ordinaria de la Confederación de Trabajadores de México que el entonces Secretario de Gobernación, Carlos María Abascal Carranza se pronunció en favor de las organizaciones sindicales del país.

“México necesita de organizaciones sindicales sólidas, de organizaciones sindicales que pongan a la persona en el centro de todas sus ocupaciones, que le den a la capacitación todo el peso que tiene, porque el trabajo es para que las personas seamos mejores y vivamos mejor”.

El Lic. Abascal hizo hincapié en la importancia de un país con oportunidades de empleo, de oportunidades de crecimiento con base en el trabajo y el esfuerzo de los trabajadores “…ustedes avanzan con México construyendo sus cimientos; ustedes, trabajadoras y trabajadores, son la explicación de la gobernabilidad de México”, apuntó.

Aprovechando el marco del Día de la Bandera, don Carlos Abascal se refirió a nuestro lábaro patrio como elemento que va más allá de los colores, y cuya existencia es un símbolo de cohesión.

“Nuestra Bandera (…) recoge los anhelos, las ilusiones, las creencias, las convicciones de millones de mexicanos que nos han antecedido en la construcción de esta patria”., apuntó Abascal.

También habló sobre la unión que genera el sentido de pertenencia a este país, no como una uniformidad, sino como a la unidad en medio de la pluralidad de ideas y opiniones que enriquecen a México, misma que “permita amar nuestra historia, amar nuestro presente y comprometernos con él, amar nuestro futuro y comprometernos con él”.

La bandera nacional como símbolo de cohesión, también implica un compromiso con los ideales de este país, con su fortalecimiento y avance como nación ante el mundo; compartir el objetivo democrático sobre el cuál se forjó nuestro México y como sustento de la vida política:

“La democracia no es una palabra vacía de contenido. La democracia ha de ser la vía que permita resolver nuestras desigualdades y las injusticias que todavía prevalecen para construir un México más justo y con mejores oportunidades para todos”., apuntó Abascal durante su discurso.

La bandera como símbolo de cohesión, nos identifica a todos, nos hace parte de un pueblo y una nación. Mexicanas y mexicanos unidos en un esfuerzo colectivo por fortalecer las bases y el crecimiento como proyecto a nivel mundial.

Da clic aquí.

Suscribirse

Contáctanos

Dirección
direccion@fundacioncarlosabascal.org
Teléfonos
80 00 3183 ext. 116