Carlos Ma. Abascal Carranza

 
Vida de autenticidad. Testimonio de fe y servicio a los demás. Carlos Abascal, entendiendo que la medida del tiempo es el hombre, afirmaba junto con Chesterton que había que construirse a uno mismo todos los días. Sabía que nuestros defectos no son más grandes de lo que estamos llamados a ser. Cada día era una oportunidad para ser mejor persona, y empujaba de manera sutil y generosa a que cada colaborador hiciera lo mismo.

Suscribirse

Contáctanos

Dirección
direccion@fundacioncarlosabascal.org
Teléfonos
80 00 3183 ext. 116