Día de la Raza: Un país sin discriminación.

El 12 de octubre se celebra el Día de la Raza en conmemoración del día en que Cristóbal Colón descubrió América en 1492. Sin embargo, no fue hasta 1928 que se instauró oficialmente en México, por iniciativa de José Vasconcelos, aludiendo a la raza iberoamericana, el mestizaje y el sincretismo cultural.

Vasconcelos argumentaba la existencia de una sola raza, sin distinciones de color de piel, idioma, creencias o costumbres, consideraba que en algún momento existiría solamente una.

Bajo ese discurso, a 90 años de la primera celebración del Día de la Raza en México es momento de conmemorar la inclusión y la no discriminación racial, reconociendo nuestro sentido de humanidad, el compromiso por el bien social y el amor por nuestro país.

DIVERSIDAD CULTURAL

En México, existen 68 grupos étnicos y más de 290 lenguas que son parte del de nuestra, así como sus tradiciones y costumbres las cuales han ganado reconocimiento a nivel mundial.

Así mismo todo lo que nos representa dentro y fuera de nuestro territorio, es motivo para celebrar nuestra existencia como mexicanos el Día de la Raza.

  • Gastronomía: La gastronomía mexicana es sin duda uno de los elementos más representativos a nivel mundial, la riqueza de sus sabores y colores en cada platillo se ha ganado el reconocimiento como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad.

 Desde los tacos hasta el tequila y el mezcal, pasando por los chapulines, y los burritos, el aguachile y la birria. Son sólo una pequeña representación de la gran diversidad cultural, así como la importancia de nuestra cultura para el resto del mundo.

  • Tradiciones: En México, sus múltiples costumbres y manifestaciones culturales han permanecido vigentes hasta ahora: el día de muertos, las posadas, el día de la candelaria, las fiestas patrias y los festejos en las iglesias, llenas de colores en los vestidos bordados.

Sin embargo, cada elemento que nos identifica como mexicanos son importantes para construir y reconstruir el rumbo de nuestro país, gracias a esta diversidad que unifica una sola nación.

  • Diversidad arquitectónica: Las calles de nuestro país son un paisaje arquitectónico muy diverso, desde pirámides, hasta grandes edificaciones modernas, algunas casas con estilo barroco, colonial o arquitectónico que demuestran el paso de otras culturas a lo largo de nuestra historia.

Muchos de ellos se deben a inclusión y aceptación de otras culturas, la influencia de éstas mismas que han permitido tener un país tan variado.

Aprovechemos nuestra diversidad cultural para encontrar el camino al bien común en nuestro país. Sigamos fomentando los valores como la calidez y la hospitalidad que nos han distinguido entre las distintas naciones.

Recalquemos con firmeza que nuestra fe y las buenas intenciones nos distinguen más allá de nuestro color de piel, condición social o posición económica, este Día de la Raza aceptemos con orgullo pertenecer a un país rico en cultura y tradiciones.

Trabajemos en construir el bienestar del país, seamos personas con sentido humanitario, amor, aceptación y respeto a la gran diversidad con la que convivimos día a día.

Somos más de 130 millones de mexicanos, aprovechemos esta diversidad étnica que existe en el país y construyamos un mejor futuro para nuestra nación, no sólo es trabajo de nuestros representantes políticos. La construcción del futuro de nuestro país depende de todos

Biografía Un cristiano en la vida pública: Carlos María Abascal Carranza

Suscribirse

Contáctanos

Dirección
direccion@fundacioncarlosabascal.org
Teléfonos
80 00 3183 ext. 116